ENLACES DE INTERÉS
Ministerio de Educación
Educando
Instituto Superior de Formación Docente
Instituto Nacional de Formación y Capacitación del Magisterio (INAFOCAM)
Cifras Dominicanas
Software para administrar Préstamos personales
Software para hacer facturas
Aprenda inglés cantando
Despertador gratis con su música preferida
Software para administrar pagos de centros educativos

Superior, Ciencia y Tecnología
Instituto Nacional de Formación y Capacitación del Magisterio - INAFOCAM
Instituto Superior de Formación Docente Salomé Ureña
Cifras Dominicanas
Directorio Médico Dominicano

¿De qué mueren los maestros?
 
¿Son necesarios maestros extranjeros para entrenar a los locales?
¡Rotundamente NO!
¿Qué puede enseñarse hoy en día que no haya sido publicado en  un libro o en Internet?
Creemos que lo que hace falta a nuestros maestros es un compromiso moral consigo mismo, con sus discípulos y con la sociedad.
El contenido y la calidad se obtienen a través del estudio. Pero este estudio debe ser individual. Consultando, investigando, analizando. No se necesita un profesor extranjero que le diga esto mismo. Un maestro ya es una persona adulta y debe conocer a esta altura sus lagunas y dónde debe reforzarse. Los libros están para cumplir ese cometido.
Si se quiere enseñar algunas técnicas que algunos no pudieran conocer, basta con buscar en Youtube u otros lugares en la red. En lugar de traer extranjeros, recomiendo intercambios culturales. Que visiten por períodos cortos otros planteles del extranjero y copien de ellos las buenas prácticas.
De este modo ven el mundo desde una perspectiva diferente y pueden implementar novedades en nuestro suelo.
Victor F Rodríguez | Febrero 11, 2013
                     Cómo mejorar la calidad educativa

Cada maestro debe ser crítico y preguntarse a sí mismo:
¿Estoy siendo yo un instrumento positivo para mis alumnos o simplemente soy un come cheque, esperando la fecha de pago y los beneficios colaterales que se obtienen en esta profesión? ¿Estoy siendo yo un obstáculo en el aprendizaje? ¿Realmente tengo el deseo de enseñar? ¿Sería mejor estar en otro lugar haciendo algo que me guste, en lugar de robarle el tiempo y oportunidades a mis estudiantes? ¿Vale la pena sacrificar el resto de mi vida en este lugar a la espera de una pensión?
Victor F Rodríguez | Febrero 11, 2013
                ¿Cuál maestro merece mayor salario?
A nuestro juicio, la persona que merece mayor reconocimiento como maestro es aquel que logra hacer leer a un niño. Lograr que una persona pueda entender lo que otro ha escrito es el mayor logro pues permite abrir la mente a nuevas ideas y posibilidades.
Todas las demás materias se pueden aprender leyendo. De manera, que haga que sus alumnos lean correctamente y asegúrese de que entienden lo que leen. Eso le facilita el trabajo a usted, a otros maestros y abre el camino a una buena calidad educativa.
Victor F Rodríguez | Febrero 11, 2013
                  El mejor maestro
Aunque parezca un atentado contra mi propia clase, después que una persona saber leer y escribir correctamente, el mejor maestro lo constituye el libro. Todo está escrito. La asimilación del contenido no la da el maestro. Usted puede aprender leyendo. ¿Acaso usted no ha asimilado leyendo? Lo mejor que el maestro puede hacer por sus alumnos es inculcarle el hábito de lectura. Y quizás esta sea una deficiencia de nosotros mismos y que debemos superar.  VFR 11/2/2013
         Impóngase la tarea de escribir un libro
Todo maestro es un consumidor de libros de textos que le son impuestos por el Ministerio de Educación o por el centro educativo donde labora.
¿No sería bueno que su propia creación intelectual fuera parte de los materiales recomendados? Se ha dicho que antes de morir debemos sembrar un árbol, tener un hijo y escribir un libro. Sus conocimientos y habilidades deben perdurar después de su muerte si usted considera que pueden ser útiles para la posteridad. VFR  11/2/2013
(c) 2013 www.adprd.com | El Conde 403 Suite 207 Edf Copello, Distrito Nacional, R.D. | T. 809 687-6536 | M.829 904-5637 | V F Rodríguez
     ¿Por qué tanta redundancia al hablar? ¿Por qué complicarse tanto?
Los maestros y maestras, los niños y las niñas, las profesoras y profesores, las diputadas y diputados, ...todos y todas...
Voy a ser sincero: cada vez que oigo personas hablando de esta manera, mi ser interior se incomoda. Se está convirtiendo en una costumbre de muchos profesionales de la educación, por lo general ligados a la política. Algunos con cargos altos en la administración pública.
Mi crítica es la siguiente: si usted es favorable a esta forma de expresarse, está aproximándose a un terreno movedizo del cual le será difícil no caer. Se supone que si usted es coherente, debe mantener ese mismo estilo a lo largo de su conversación o en su escritura. Pero he podido darme cuenta que eso es imposible. Haga usted su propia investigación. Sólo lo apruebo cuando existe una necesidad imperiosa de hacer énfasis en ambos géneros; es decir, una excepción pero no la regla. VFR 12/2/2013
Veamos algunos ejemplos:
Modelo correcto: "Trabajemos por y para la patria, que es trabajar para nuestros hijos y para nosotros mismos".
Modelo no recomendado y que utilizan muchos académicos: "Trabajemos por y para la patria, que es trabajar para nuestros y nuestras hijas e hijos y para nosotros mismos y nosotras mismas" (disparate, ¿verdad?)
Modelo correcto: En Mateo 18, verso 3, versión "Dios habla hoy", se lee "-Les aseguro que si ustedes no cambian y se vuelven como niños, no entrarán en el reino de los cielos."
En el modelo no recomendado se diría: "... y se vuelven como niños y niñas..."

Nuestra pregunta es: ¿Por qué, si somos educadores, se tiene ese deseo de distorsionar lo que está bien?
Veamos algunos ejemplos de la forma como escriben:
Mu Kien Adriana Sang, Socorro Espinal, Jesús de la Rosa, Bienvenido Alvarez Vega...
            El perfil del maestro
Si todos los maestros cumplen con estos principios, nuestro país lo tiene todo.


"Regular el Sistema Educativo Dominicano de conformidad con la Ley General de Educación 66-97, garantizando el derecho de todos los dominicanos a una educación de calidad, mediante la formación de hombres y mujeres libres, críticos y creativos; capaces de participar y construir una sociedad libre, democrática y participativa, justa y solidaria, aptos para cuestionarla en forma permanente; que combinen el trabajo productivo, el servicio comunitario y la formación humanística, científica y tecnológica, con el disfrute del acervo cultural de la humanidad y con la participación e integración de los distintos sectores de la sociedad, a fin de contribuir al desarrollo nacional y al suyo propio."
(
Misión del Plan Decenal de Educación 2008-2018)


        ¿Cuántos maestros hay en el sector público?
¿Cincuenta y cinco mil?, acaso 78 mil, o talvez 60 mil sin contar los pensionados?

La cifra que más se comenta es 55 mil. Muchos afirman que la diferencia tiene que ver con personas que aparecen en la nómina del ministerio como maestros y son simplemente "botellas".
Crucigrama sobre Lingüística
Música para estudiar y reflexionar
Learn english for FREE
Sobre lingüística
RD y Ciberespacio de Andrés Merejo
Citas sobre la educación
Sobre el Ministro de Educación
Datos de maestros en MINERD
Personal contratado
Propuesta Pacto Educativo
Las palabras del presidente
Curriculum Josefina Pimentel

Curriculum Carlos Amarante Baret
Juramento de superación
Yo soy un ser humano.
Yo quiero, yo puedo y seré cada día mejor.
Procuraré construir y no destruir.

Procuraré sembrar para poder cosechar.
Utilizaré mis conocimientos para avanzar cabalmente y no para creerme superior a nadie.
Ayudaré mientras tenga posibilidad de ayudar.

Viviré mejorando lo que está incorrecto en mi vida.

¡Ayúdame Dios a bien hacer!
Mutanabbi Ben-Yehuda
"Donde haya un árbol que plantar, plántalo tú.
Donde haya un error que enmendar, enmiéndalo tú.
Donde haya un esfuerzo que todos esquivan, hazlo tu.
Sé tú el que aparta la piedra del camino"

Lucila de María del Perpetuo Socorro Godoy Alcayaga (
Gabriela Mistral)
Juan Pablo Duarte
Maestro e ideador de nuestra Independencia.
"Nunca me fue tan necesario tener salud, corazón y juicio, hoy que hombres sin juicio ni corazón atentan contra la salud de la Patria."
Eugenio María de Hostos
"Antes que nada, el maestro debe ser educador de la conciencia infantil y juvenil; más que nada, la escuela es un fundamento de moral."
Salomé Ureña de Henríquez

Patria desventurada! ¿Qué anatema
cayó sobre tu frente?
Levanta ya de tu indolencia extrema:
la hora sonó de redención suprema
y ¡ay, si desmayas en la lid presente!

Pitágoras
(580 a.c-495 a.c


Educad a los niños y no será necesario castigar a los hombres.
ADPRD-ASUNTOS DOCENTES EN PROGRESO REPÚBLICA DOMINICANA